España cuenta con nueva Norma que define los requisitos de seguridad para aparatos UV-C

UNE 0068 surge ante el boom de dispositivos que emplean luz ultravioleta para eliminar el Covid-19, y que pueden afectar la salud de las personas

Tras la invasión en el mercado español de productos que desinfectan y/o desodorizan del Covid-19 habitaciones, áreas específicas, materiales, utensilios y más, la UNE (Organismo de Normalización español) y Anfalum (Asociación Española de Fabricantes de Iluminación) han publicado la Especificación UNE 0068 que recopila los requisitos de seguridad para aparatos que emplean UV-C y que pueden ser usados en la desinfección de aire y superficies.

Es importante destacar que la radiación ultravioleta es una tecnología empleada en la desinfección de agua, ambientes y locales de distintos virus, entre ellos el Covid-19. No obstante, puede tener efectos dañinos para la salud de las personas, por ejemplo, en la piel y en la córnea.

       

En la Especificación UNE 0068 se recopila toda la información técnica y declaraciones de conformidad necesarias sobre la compatibilidad electromagnética, tensión, uso de sustancias peligrosas, reciclabilidad de los materiales empleados, sin olvidar disposiciones de seguridad y salud de los trabajadores expuestos a radiaciones ópticas artificiales.

Según la especificación UNE 0068, los nuevos equipos de radiación ultravioleta UV-C deberán estar fabricados de manera segura, con montaje y conexión adecuados, garantizando que protegen contra los riesgos propios del material eléctrico, para ser usados y mantenidos correctamente.

Cabe destacar que grupo de trabajo entre los técnicos de UNE y Anfalum se creo en mayo de 2020 y la Especificación 0068 se publicó en junio, que por cierto ya está disponible en el catálogo de normas de UNE.

En España existía una normativa que contempla la emisión UV-C como germicida, la UNE-EN 60335-2-65, y se redactó adicionalmente la UNE-EN ISO15858 que especifica mínimamente los requisitos de seguridad de las lámparas UV-C.

        

Sin embargo, de acuerdo al comunicado emitido por Anfalum, ninguna de estas normas se puede aplicar directamente aunque sirvieron como base del análisis de la nueva Especificación 0068, teniendo en cuenta los valores límites de exposición a radiaciones que define la directiva 2006/25/CE.

Al respecto, Alfredo Berges, director general de Anfalum, aclara que esta especificación supone un material de alto valor sobre la radiación ultravioleta, “con el que garantizar una implantación controlada, que respete la salud y la seguridad de las personas y animales, y que además garantice la calidad y conformidad a las normas electrotécnicas”.

Anfalum cuenta con 87 fabricantes de luminarias (interior, exterior y emergencias), fuentes de luz, componentes, regulación y control, así como báculos y columnas de alumbrado, entre los más representativos de toda la industria española de iluminación.

Deja un comentario

Descubre más desde Iluminet revista de iluminación

Suscríbete ahora para seguir leyendo y obtener acceso al archivo completo.

Seguir leyendo